MI PRIMER MARATÓN…¡EN PATINES! (2ª parte)

MI PRIMER MARATÓN…¡EN PATINES! (2ª parte) 

Revista Sport Life (febrero 2018)

Por: Teba Ginestal

Fotos: Bárbara Sánchez Palomero

Agradecimientos: Rollerblade logoRoller y Alberto Alemán

El número de patinadores amateurs de velocidad ha ido creciendo en los últimos años de manera brutal. Cada vez se organizan más carreras y maratones populares y no sólo en las grandes ciudades; unas veces solo para patinadores y otras compartiendo competiciones con corredores. Al existir mayor oferta, las posibilidades de participar aumentan, lo que hace más atractiva esta disciplina. Recorrer España de maratón en maratón y dar el salto a otros países lo hacen muy interesante para el patinador amateur. Ciudades españolas como Madrid, Pamplona, Tarragona, Valencia, Talavera, Gandía, Vitoria y otras muchas, tienen ya su maratón o media maratón en patines. Y si miramos fuera de España, París, Berlín, Praga, Las Landas, etc. 

Siempre hay espacio en la maleta para llevar los patines y, después de competir, podemos hacer turismo sobre ruedas, que es otra manera original y divertida de conocer las ciudades visitadas. 

Recomendaciones previas: 

  • Utiliza casco y protecciones: si te caes y no te haces daño, te resultará siempre más divertido. 

Calendario de entrenamiento: 

Divide tu entrenamiento en dos fases, lo que los velocistas llaman: entrenamiento BASE y entrenamiento ESPECÍFICO. 

  • Entrenamiento BASE: es la primera parte del entrenamiento y no debe durar más de dos o tres meses. Se caracteriza por rodajes de muchos kilómetros a ritmos suaves y bajas pulsaciones, haciendo mucho hincapié en la técnica de patinaje. Es un buen momento para combinarlo con entrenamientos de fuerza en el gimnasio. 
  • Entrenamiento ESPECÍFICO: es el momento de centrarnos en la fuerza y resistencia, salimos de nuestra zona de confort realizando series de velocidad exigentes aumentando considerablemente las pulsaciones, trabajos de farlek (cambios de ritmo), cuestas, etc. Es aquí donde mejoraremos nuestra forma física, nuestra fuerza y resistencia, donde nos encontraremos en el punto óptimo para conseguir el objetivo propuesto. 

Planificación de los entrenamientos: 

  • Patina en grupo: no sólo es más divertido, sino que te va a ayudar el día del maratón a poder “engancharte” a los “trenes” o “gusanos” que se forman durante la carrera. Olvida los que lleven un ritmo muy superior o inferior al tuyo. Se trata de economizar esfuerzos durante el recorrido, sin perder velocidad. 
  • Entrena no más de hora y media en cada sesión: aprovecha para practicar la técnica, los “trenes”, los relevos con tus compañeros, etc… 
  • Planifica tus entrenamientos: no hagas siempre el mismo. Si un día has entrenado al 100%, al día siguiente rueda de manera suave, recupera. 
  • No olvides incluir los días de descanso: no conviene llegar agotados a la carrera. 
  • La semana antes del maratón no te vuelvas loco y pretendas darte la gran paliza, rueda de manera más suave para llegar con fuerzas. 
  • Durante los días previos a la carrera lleva una dieta rica en hidratos de carbono, arroces, pasta, legumbres, evita las comidas copiosas y con demasiada grasa, y el alcohol. Comidas ligeras y más repartidas a lo largo del día. 

Durante la carrera: 

  •  Hidrátate durante todo el recorrido, no esperes a tener sed, pero bebe en pequeñas cantidades. 
  • La salida es muy rápida y fuerte, no te pongas en las zonas de cabeza, déjalo para los profesionales, colócate en la parte de los amateurs. 
  • Una vez pasada la salida, engánchate cuanto antes al “tren” o “gusano” que se adapte mejor a tu ritmo. Y ve dando relevos a los primeros, en la medida que puedas, para compartir el esfuerzo con tus compañeros. Ahora bien, si no has practicado este sistema en tus entrenamientos, es mejor que no lo intentes, por tu bien y el del resto de patinadores.  
  • Mantén la posición del cuerpo flexionado y la técnica practicada de zancada el mayor tiempo posible, pero recupera de vez en cuando si lo necesitas, para evitar calambres y sobre cargas musculares. Es importante mantener una posición aerodinámica eficiente sin “cargarnos” la espalda, y entrenarla previamente. 

Y, sobre todo, ¡disfruta de tu primer maratón!